EL NOVICIADO

¡Bienvenido al Novi! Bueno, puede que te estés preguntando... ¿y eso qué es? Sí, mejor empezar por el principio.

El Noviciado es el tiempo de formación que hay desde que se entra en el Monasterio hasta llegar a la Profesión Solemne. ¡Ese es el momento de decir el "Sí, quiero" para siempre! Hasta entonces... bueno, digamos que hay mucho que aprender.

Las monjas solemnes viven en Comunidad. Cada una tiene su oficio y su misión, que siempre tratan de llevar a cabo con el mayor amor al Señor y a los hermanos.

Las novicias también queremos hacerlo todo con mucho amor... pero unas veces no sabemos cuál es nuestra misión; otras, no tenemos ni idea de cómo realizar ciertos oficios; otras... Pero no hay problema, porque aquí estamos para aprenderlo todo: a orar, a hablar de Él y con Él... y también a lavar, cocinar o estudiar.

Para ello, todas las novicias vivimos en un ala a parte del monasterio junto con la Madre Maestra. Es algo así como una casa dentro del Monasterio, en la que poco a poco, vamos aprendiendo todo lo necesario para vivir en plenitud la maravilla de una vida entregada a Jesucristo.

¿En una sola frase? El Noviciado es escuela de oración, estudio, evangelizacion y vida fraterna. Es aprender a vivir totalmente enamoradas de Jesucristo.

Imprimir Correo electrónico

También estamos en la Redes

Haz click en la imagen y accede directamente.

 

Facebook
Instagram
WhatsApp
YouTube
Ivoox

Gracias a Google, Norton y McAfee, te podemos garantizar que nuestra web, su contenido y los servidores desde donde se proporciona el servicio, son 100% seguros y están verificados. Puedes comprobarlo pinchando en las imágenes de abajo .
navegacion segura googlenavegacion segura nortonnavegacion segura mcafee

ImagenCookies

Hola! ¡Bienvenido a la página web del monasterio de san Blas! Nos encanta verte por aquí y esperamos que este sitio sea un lugar donde puedas encontrarte con Jesucristo Resucitado. Tan sólo queremos pedirte un favor: para mejorar la página y facilitar tu navegación por ella necesitamos que aceptes nuestras cookies. ¡Muchas gracias y oramos por ti!